Bodega

La ilusión de dos hermanos por elaborar vinos inspirados en el respeto por la naturaleza y la tradición heredada.

Bodegas Blanco Pérez de Azpillaga nace a finales del año 2013, de la ilusión de los hermanos Blanco por hacer de su privilegiada herencia de viñedos familiares una bodega con la que mostrar al mundo sus vinculadas vidas a estos viñedos y terruño a través de sus vinos de autor y vinos de parcela.

Nuestra filosofía es la de elaborar el vino respetando al máximo el medio ambiente. Tratamos de introducir cada año nuevas metodologías de trabajo que respeten los ciclos naturales de la tierra y los viñedos con el objetivo de ser una bodega lo más sostenible posible. Queremos que nuestros vinos expresen la esencia y la autenticidad del terruño.

“Hemos hecho de nuestra pasión, nuestro trabajo”

Creemos firmemente en la elaboración desde el terruño, y para ello lo conocemos y lo trabajamos con pasión. Es la forma más sencilla de obtener vinos arraigados a la tierra y de marcada personalidad.

“Tradición e innovación”

Cultivamos las parcelas de forma artesanal. Hemos introducido nuevas metodologías que respetan el medio ambiente y la tradición heredada. Entendemos el viñedo y el terruño como un ser vivo al que conocemos y cuidamos. Queremos que nuestros vinos estén arraigados en el terruño y expresen su esencia y personalidad.

“Entendemos el viñedo como un ser vivo.”

Cristina Blanco, Bodegas Blanco Pérez de Azpillaga

“Cultivamos las parcelas de forma artesanal.”

Diego Blanco, Bodegas Blanco Pérez de Azpillaga

¿Necesitas más información?

Estamos a tu disposición

Contactar